domingo , abril 21 2024
Home / Cultura / LA HISTORIA DE MARTÍN GARROCHO, PROFESOR DE EDUCACIÓN FÍSICA Y PRESIDENTE DEL CONSEJO ESCOLAR: UNA ENTREVISTA DONDE SE HABLÓ DE TODO

LA HISTORIA DE MARTÍN GARROCHO, PROFESOR DE EDUCACIÓN FÍSICA Y PRESIDENTE DEL CONSEJO ESCOLAR: UNA ENTREVISTA DONDE SE HABLÓ DE TODO

-Martín Garrocho (47), Profesor de Educación Física y actual Presidente del Consejo Escolar de Lobos, es el invitado de esta semana para el programa de TV «Café Doble», que conduce el periodista Patricio Contrera en su quinta temporada al aire. En esta nota de LOBOS 24, reproducimos una síntesis de la entrevista en la que abordaron diversos temas, dejando varias definiciones interesantes. El programa se emitirá mañana, miércoles 20, al término del noticiero de la señal Lobos Digital (canal 8 y canal 102 en full HD).-

En el primer bloque del ciclo, el conductor se interesó por la vocación del entrevistado, y de la conversación hubo varias anécdotas que fueron surgiendo espontáneamente: “Como alumno fui uno más del pelotón, no era de los más aplicados, sin duda. Pero siempre he creído que las personas se construyen, y quizás muchas veces el ámbito familiar y de contención que yo sí he tenido, me han ayudado para fortalecer mis bases. No soy el mejor, pero trato de dar lo mejor. Cursé en la Escuela Técnica, egresé en 1994, y guardo los mejores recuerdos de esa etapa, con muy buenos docentes y un grupo que hasta el día de hoy siguen siendo mis amigos. Tal es así que tenemos un grupo de WhatsApp y con la mayoría de ellos nos seguimos viendo. Están aquellos que no pueden hacerlo con frecuencia porque viven lejos, pero tratamos de encontrarnos al menos una vez al año. Bueno, al elegir mi profesión, es evidente que continué por otro camino que me marcó la vida».

En tal sentido, Garrocho agregó: «Mis padres siempre me incentivaron a hacer deportes, desde muy chico practiqué ciclismo, fútbol, natación… Y ya como adolescente quise buscar un deporte grupal. Un día me invitaron a jugar al rugby, y ahí empecé en el Club Las Cañas. Tenía muchas ganas de que se reactivara el rugby en Lobos, era una gran ilusión para mí porque el grupo pionero ya se había disuelto, aquel legendario equipo de Los Lobos Rugby Club. De hecho, Paquito Gerez y Fabio Magariños me invitaron a jugar en Cañuelas. Pero en buena media comencé con mi hermano menor (Gonzalo), y lo que más destaco es el compañerismo, la filosofía que tiene ese deporte, y que está ligada con la vida misma. Tiene la particularidad de que hay mucho respeto hacia los árbitros, algo que en otras disciplinas tal vez haga falta».

Y ante una consulta puntual, sostuvo: “Mirá, por aquel entonces, el único incentivo para competir en Lobos eran los Torneos Bonaerenses, siendo adolescente. Se fue armando un grupo de chicos para entrenarlos, recuerdo que lo hacíamos un predio cerca de la ruta, y la única iluminación que teníamos era la de la punta de la Av. Yrigoyen. De a poco se fue sumando gente, y un día me encontré con que tenía 20 chicos, así estuvimos casi un año y medio. Cuando terminé la Secundaria, sentí que había logrado algo importante, porque pude conseguir esa empatía que se da naturalmente. Nunca hubo una discusión o una pelea por nada”.

“Yo trabajaba solo, porque me gustaba, pero sin tener mucha idea de cómo abordarlo desde la docencia. No tenía formación pedagógica. Sentía que tenía una llegada, y que podía buscar estrategias. Fue en ese momento cuando dije: “Esto es lo que me gustaría hacer”. Pero no fue inmediato, porque pasé un año laburando con mi padre, y posteriormente me inscribí en el Instituto de Las Heras, para el Profesorado de Educación Física. Y al igual que en el Colegio Industrial, conocí un montón de amigos, que luego se convirtieron en colegas. Ahí sí me entusiasmé durante todo el desarrollo de la carrera, y si hay algo que trato de inculcar a mis alumnos y a mis hijos, es el hecho de poder decidir qué hacer, qué estudiar. Puede pasar que no ganes el dinero que te otorgaría otra profesión, pero en mi caso, hace 30 años que hago lo que me gusta. Lo disfruto, tanto en las escuelas como en los clubes”, afirmó Martín.

“Cuando estaba cursando primer año en el Instituto, tuve la posibilidad de trabajar en una colonia de vacaciones, como muchas veces empezamos los profes. Fue en Fitti Ferro, y estaba a cargo de Gabriela Ortiz. También estaba Leo Jorge, un gran amigo. Claro que muchos éramos novatos y nos faltaba experiencia, pero tener el manejo de un grupo es un gran aprendizaje. De esa época tengo los mejores recuerdos. La parte económica siempre ha sido un tema recurrente dentro de la docencia, y no se lo reconoce como corresponde, sobre todo si hablamos de quienes ejercen su rol con compromiso. Y lo que nunca debemos hacer, es avalar o aceptar el maltrato entre alumnos, el bullying. Es algo que lamentablemente existe, pero debemos hacernos cargo. Si yo observo que hay una agresión entre los chicos y sigo como si nada, incurriría en una grave falta. Es parecido a naturalizar que la gente ande en moto sin casco, porque nos acostumbramos a que sea así”, reflexionó.

“Yo diría que en las clases en sí, lo más relevante es observar la calidad y no la cantidad del progreso de los estudiantes. Y claro está, alentarlos a superarse. Lo ideal sería que, en diferentes entidades, cada niño o adolescente elija el deporte que quiera. El error es pensar que en la escuela, de todo el grupo van a salir 30 deportistas, porque el chico realiza Educación Física como parte de la cátedra. Es decir, como una materia más. No se puede pretender que todos los alumnos tengan la misma motivación”, dijo.

Sobre el Consejo Escolar, expresó: “Todos los años, a partir de diciembre, se realiza un relevamiento para determinar cuáles son las escuelas que requieren refacciones. Antes de asumir el año pasado, estuvimos en una comunicación constante con los consejeros salientes. Y como lo dijimos durante la campaña, algo esencial era poder conformar un equipo. Antes del ciclo lectivo se hizo la desinfección de tanques de agua como es habitual; hubo algunas muestras que no habían dado buen resultado, se hizo la cloración con personal capacitado, y de esa manera se logró garantizar el servicio. En abril tenemos un turno nuevamente para otra limpieza, ya se designó al proveedor para dicha tarea».

«Por otra parte, debemos anticiparnos antes de que llegue el frío, y por eso se harán las pruebas en las estufas y calefactores. También hay otra cuestiones a resolver, que tienen que ver con aberturas, ventanas, etc. Las licitaciones, como ha sido siempre, se adjudican al proveedor que presenta la mejor oferta y que respete lo que dice el pliego. También está proyectado la construcción de un aula nueva para la Primaria N° 5, ampliar y remodelar el patio del Jardín 901, y hacer lo propio con el Jardín 903”.

El funcionario educativo, asimismo, habló sobre su futuro, y quienes vean el ciclo televisivo comprenderán por qué: “Me falta poco para jubilarme, y todavía no sé si continuaré ejerciendo como docente. El tiempo dirá. Pero lo importante para mí es poder terminar etapas. Si comienzo un ciclo, tratar de terminarlo, con todos los objetivos y proyectos que implica».

«Si me preguntás hoy por hoy, pienso que cuando llegue el momento me jubilaré y me dedicaré a otra actividad. Haría algo distinto, no me gusta estar ocioso. O en todo caso, compartir esos momentos libres con mi familia”, subrayó.

Vea también

HISTORIAS: LUCIO DOMÍNGUEZ, EL ARTISTA QUE LE PONE VOZ A LAS CANCIONES PATRIAS EN LOS ACTOS MUNICIPALES- CÓMO FUE VOLVER A LOS ESCENARIOS LUEGO DE CASI 11 AÑOS

-Lucio Domínguez (37), cantante y músico lobense que se destaca por sus interpretaciones y su …